Coronavirus: Qué es y cómo funciona el semáforo epidemiológico para la vuelta a clases

0
0

El sistema de alerta se divide en tres partes y es clave para saber en cuáles jurisdicciones pueden volver las actividades escolares, ya sea en forma total o parcial

En algunos lugares de La Pampa las clases presenciales ya se reanudaron aunque en forma parcial.

Luego del acuerdo alcanzado el jueves por la noche entre el ministro de Educación Nicolás Trotta y sus pares provinciales con respecto al protocolo para la vuelta a clases en todo el país, ahora la mira está puesta en el riesgo de contagio de coronavirus. Para eso, las autoridades crearon un “semáforo epidemiológico” que determinará en cuáles lugares se podrá volver a las aulas en forma presencial.

Este sistema le permitirá a cada jurisdicción saber si está atravesando un riesgo alto, mediano o bajo de transmisión de Covid-19 y a través de esto decidir qué encuentro educativo presencial se podrá habilitar.

En este sentido, Trotta destacó que “a partir de esa información, cada jurisdicción podrá tomar las decisiones priorizando el cuidado de la salud”. Además confirmó que la prioridad para el regreso la tendrán los alumnos que estén cursando el último año del nivel primario y secundario, y que cada jurisdicción deberá tener una estrategia particular con los niños o niñas que tienen o conviven con personas con factores de riesgo.

Los indicadores que se tomarán en cuenta son el nivel de transmisión, la cantidad de contagios y su evolución, y el porcentaje de ocupación de camas de terapia, y del cruce de estas variables saldrá el color que tendrá el semáforo.

El rojo implica un riesgo alto, y por el cual en esa jurisdicción no se podrán abrir las escuelas. Mientras que el amarillo representa un mediano riesgo, y dentro del cual podrán iniciarse actividades educativas no escolares con hasta diez personas. En tanto que el verde significa un riesgo bajo, y una oportunidad para el retorno de las clases presenciales.

“La guía que hemos desarrollado establece que para que sea posible el regreso a clases tiene que haber un riesgo leve. Si el semáforo está en verde (riesgo bajo) en los tres componentes, cada jurisdicción podrá dar el paso”, afirmó el titular de la cartera educativa.

Desde hace varias semanas la Ciudad de Buenos Aires viene pujando por la vuelta a las aulas, pero siempre chocó contra la negativa del gobierno nacional. El domingo vence el decreto vigente sobre el aislamiento, y todo hace suponer que la gestión comandada por Horacio Rodríguez Larreta avanzará en su cruzada por habilitar actividades escolares al aire libre.

La provincia de Buenos Aires, por el contrario, deberá esperar. Lo mismo sucede con Santa Fe, Córdoba, Tucumán y Neuquén, golpeadas por el fuerte incremento de los niveles de circulación del virus y los índices de contagios diarios durante las últimas semanas.

A su vez, de las seis provincias que habían avanzado en un regreso presencial a clases, sólo tres lograron sostenerlo (Formosa, La Pampa y San Luis), en tanto las otras tuvieron que retroceder.

Comentários no Facebook